“Otro año sin vehículos para vender y, lamentablemente, nos vamos acostumbrando”

Javier Folmer, gerente comercial de José Folmer e Hijos 

Folmer es concesionaria de Renault y Nissan para Entre Ríos.


El 2022 no fue ni bueno ni malo. Las restricciones de la oferta no permiten generar las cantidades de ventas que necesita la demanda o las acciones que nosotros realizamos. Ya el año pasado fue similar en cuanto a las restricciones y no nos sorprendió este año, pero lamentablemente nos mal acostumbramos a estas cosas. En ese contexto de faltante de unidades en vehículos importados hizo que las marcas incrementaran la disponibilidad de nacionales y la oferta se desbalanceara, sobre ofertando algunos modelos y sub ofertando otros. 

Los clientes compran lo que hay o difieren la compra. En usados, en los modelos que faltan los vehículos los precios se recalientan, mientras que en los modelos nacionales los precios están normales. También en los planes se dio un recalentamiento de la demanda en los primeros meses que distorsionó también este mercado. 

Por nuestra parte, este año inauguramos las sucursales de Nissan en Paraná y en Concordia, acompañando los planes de expansión de mercado, donde Nissan es una de las marcas que viene creciendo en los últimos años. Con esto, nos da una mayor cercanía con los servicios a los clientes de la marca.

También logramos mantener la planta de personal. No hay que olvidar que el mercado actual está prácticamente, en un 30% de lo que llegó a ser en 2017. 

Entre las preocupaciones principales está la inflación y no vemos que se revierta la falta de unidades para la venta. La demanda seguirá por encima de la oferta de unidades. Será un mercado muy parecido o levemente superior al de 2022 y pretendemos acompañar ese pequeño crecimiento que se pueda dar.

“Sufrimos un ciber ataque que nos pegó muy fuerte”