“No sé si ponerme contenta, pero las ganas emprendedoras están siempre vigentes”

Roxana Schmukler, presidenta de Marcos Schmukler SA 

Don Marcos es la marca principal de la empresa que elabora arroz para consumo interno y exportación, y derivados como snacks, alfajores y tostadas.


En lo que se refiere a la parte productiva, el año estuvo signado por la sequía que impactó en los costos productivos. Después, los precios compensaron esa diferencia. Y ahora, desde la siembra hasta estos días, nuevamente la sequía es protagonista. El año no ha sido bueno, regular para abajo. La exportación tampoco aportó lo que se esperaba porque no somos competentes en los mercados internacionales. Hoy conviene vender en Argentina. De igual manera, la empresa no solo que sostuvo los mercados que teníamos en el exterior, sino que ganamos un par de nuevos países por primera vez. Esas operaciones tienen objetivo de futuro porque no son rentables en estas condiciones. Logramos también llevar productos de valor agregados al exterior: snacks, tostaditas y antojitos, principalmente. 

Este año crecimos en el acopio de granos y en el mercado interno, tanto con el arroz como con los snacks.

Las inversiones las continuamos. Mejoramos el almacenamiento de arroz elaborado y algunas envasadoras. En carpeta tenemos más proyectos. Queremos tener un molino dedicado exclusivamente para el arroz parboiled, pero eso será cuando cambien un poco las condiciones. 

En personal crecimos. Siempre en cosecha sumamos personal temporario y en esta oportunidad encontramos gente muy valiosa y quedó efectiva. El incremento del año fue de, aproximadamente, un 5%. En la empresa somos casi unas 200 personas ya en forma directa.

Siempre tenemos ganas de emprender. Y tenemos varios proyectos para seguir sumando valor agregado en los subproductos. No sé si tengo que ponerme contenta, pero sí, a pesar de todo, tenemos muchas ganas de seguir emprendiendo.

La preocupación principal para el 2023 pasa por la cuestión climática que no podemos manejar (ni los políticos). Asimismo, qué pasará con el dólar, porque todavía quedan 10 meses hasta el próximo cambio de gobierno. Después, no necesitamos que nos regalen nada, pero sí que el gobierno nos permita tener más pozos en los campos. En Entre Ríos regar con electricidad es la mitad que regar con gas oil, pero no tenemos líneas eléctricas que nos permitan abrir más pozos en nuevas tierras. 

El año que viene miraremos mucho los costos, deberemos ser más eficientes y seguir el camino de la mejora continua en todos los órdenes de la empresa. Uno proyecta lo mejor, esperamos un año de 10 puntos. Pero entendiendo el contexto, con que sea un año de 7 puntos estaremos satisfechos. El objetivo es poder superar estos años que siempre son menos de 6.

“Lo que más preocupa es conseguir personal calificado”