“El 2023 será un año complicado por lo político que no nos lleva a ninguna parte”

Héctor Laca, Presidente de FACyT I+D SA 

FACyT es una empresa dedicada a la formulación, fabricación y comercialización de agro productos como fertilizantes, coadyuvantes, inoculantes, fungicidas, herbicidas e insecticidas.


Para nuestra empresa el 2022 está siendo el año de menor crecimiento en los últimos 20 años. Teníamos previsto un incremento de la actividad de un 20% interanual y, si llueve, podremos llegar al 10%. El clima fue el gran responsable de no alcanzar el objetivo. El año anterior habíamos crecido un 34% interanual. No estoy muy conforme en general, por eso estimo que ha sido un año de 7 puntos.

El haber abierto este año la planta en Viale con las dos empresas (FACyT y Bagual Total) nos dio el impulso que necesitábamos en la región. La idea es captar una buena cuota del mercado en nuestra provincia y Santa Fe. Además, estamos mejorando y creciendo en tecnología porque soplan nuevos vientos en el sector y la biotecnología avanza.  En agosto tendremos lista e inauguraremos una nueva planta de fungicidas biológicos, con una gran inversión en infraestructura, más equipamiento de punta. No paramos porque creemos en el potencial del productor argentino y del país. Nuestra marca está en todo el territorio y los clientes nos demandan más productos. 

Este año también seguimos creciendo en personal. Se sumaron unos 15 trabajadores, que representan casi un 10% en nuestra estructura. Soy extremadamente positivo y que va para adelante siempre. Tengo un compromiso con la gente que creyó en mí cuando éramos muy chiquitos. Quiero colaborar con el país cambiándole su mentalidad. Con las capacitaciones que hacemos queremos difundir la necesidad de que solo se saca al país con trabajo y producción, no con planes ni regalando cosas o igualando al que trabaja con el que no trabaja. Tomamos gente joven que generalmente llega con nosotros a su primer trabajo. Los capacitamos y logramos que se pongan la camiseta. Les brindamos las condiciones para que estén cómodos y que tengan oportunidades de crecimiento dentro de la empresa.

Me preocupa que no llueva. Lloviendo vamos a salir adelante. El productor agropecuario lo que más necesita es el agua, porque no va a dejar de sembrar ni de invertir. Tiene una fábrica a cielo abierto y siempre arriesga poniendo lo mejor de sí. Este 2023 será un año complicado por lo político que no nos lleva a ninguna parte. Paradójicamente, lo que está faltando es más Estado, pero un Estado eficiente, con reglas claras, con justicia, dejando trabajar a las empresas. En un país tan rico, si no somos capaces de sacarlo adelante es porque somos ineficientes e inútiles. Es inconcebible que un país con tantos alimentos pasemos hambre. Eso demuestra claramente lo mal manejado que está. Las empresas solo necesitamos que nos faciliten el “hacer”. Creemos que con un cambio de gobierno que agilice las cosas volveremos a tomar un crecimiento del 15-20% anual que siempre tuvimos.

Espero un año de no menos de 8 puntos y tal vez más, si llueve. Y lo vamos a festejar en agosto con una nueva planta. Argentina va a cambiar. No pierdo la esperanza. Tenemos gente muy importante que puede poner en marcha el país haciendo las cosas bien. Me pregunto, ¿los políticos piensan realmente en el bien de la gente?

“Con las restricciones a las importaciones no se consiguen muchos insumos”